Reino Unido aprueba la vacuna Pfizer contra COVID-19

reino unido vacuna pfizer

La MHRA, Agencia de medicamentos y productos sanitarios de Reino Unido, ha aprobado hoy miércoles el uso y distribución de la vacuna contra coronavirus desarrollada por la farmacéutica estadounidense Pfizer y la empresa alemana BioNTech. Mientras el resto de Europa tendrá que esperar hasta el 29 de diciembre, se espera que la población británica empiece a recibir la vacuna la semana que viene.

Ahora que la Agencia del medicamento del Reino Unido da su aprobación para la aplicación de la vacuna Pfizer, este se convierte en el primer país del mundo en usar la vacuna Pfizer. También es el primer país occidental en iniciar la vacunación contra el COVID-19 – Rusia y China ya habían llevado a cabo procesos parecidos.

Según los estudios, la vacuna tiene un 95% de tasa de éxito, por lo que Reino Unido ya ha comprado 40 millones de dosis. Debido al acuerdo de la Comisión Europea, se han comprado 200 millones de dosis, de los cuales 20 millones corresponden a España.

La semana que viene, llegaran a los hospitales británicos unas 800.000 dosis de la vacuna iniciales para que puedan comenzar con el proceso de vacunación a la población.

Reino Unido ha asignado grupos prioritarios en recibir la vacuna Pfizer

El Gobierno británico ha declarado que los grupos más vulnerables serán los que tengan prioridad para recibir la vacuna. Así, se han formado nueve grupos prioritarios, muy parecidos al formado por el plan de vacunación de España. Ordenados de mayor a menor preferencia, los grupos que recibirán antes su vacuna serán:

  1. Ancianos en residencias y personal que les cuida
  2. Mayores de 80 años y personal médico
  3. Mayores de 75 años
  4. Personas con más de 80 años
  5. Personas mayores de 65 años
  6. Personas entre 16 y 65 años con problemas de salud previos y que corran riesgo de contagio
  7. Mayores de 60 años
  8. Personas mayores de 55 años
  9. Gente con 50 años o más

El resto de esos 40 millones de dosis encargadas, se espera que estén disponibles a partir de principios de 2021. Cada persona recibirá dos dosis de la vacuna, con cerca de un mes de por medio. Se espera que para abril de 2021, la población británica haya vuelto a una cierta normalidad, y que ya para verano, puedan hacer vida normal sin ningún tipo de restricción.